Imagen de Atomic Pi

Atomic Pi, la super Raspberry Pi con procesador Intel

Los miniordenadores cada vez son más populares. En un espacio pequeño tenemos un ordenador que puede hacer las tareas básicas con soltura con un consumo ridículo. En el mercado contamos con decenas de miniordenadores como Raspberry Pi, Orange Pi, Banana Pi, Rock Pi, … Y el que ocupa esta entrada, Atomic Pi.

Atomic Pi es un SBC con un precio similar a la Raspberry Pi creada por Digital Loggers Direct, que en su interior cuenta con un procesador Intel Atom x5-Z8350. Este procesador lleva 4 núcleos a 1,44 GHz capaces de alcanzar los 1,92 GHz en modo turbo. También tiene 2 GB de memoria RAM DDR3, 16 GB de almacenamiento, ranura para tarjeta microSD, WiFi ac, Bluetooth 4.0, tarjeta de red Gigabit, BIOS UEFI, giroscopio con brújula, GPIO de 26 pines y muchas cosas más para tener un miniordenador muy completo. Podéis acceder a la hoja completa de especificaciones en la web de Digital Loggers.

El proyecto comenzó en Kickstarter en diciembre de 2018, buscando financiación para lanzar la primera hornada de placas. Y después de unos meses, ya están disponibles para todos los usuarios.

¿Qué puedo hacer con una Atomic Pi?

Gracias a su procesador con el set de instrucciones x86 puedes instalar casi cualquier sistema operativo. Con sus pines GPIO puedes conectar cualquier clase de sensores para hacer cualquier medición y con un poco de maña y muchos conocimientos puedes imitar casi cualquier proyecto DIY de Raspberry Pi con Atomic Pi.

Atomic Pi ejecutando Windows 10

Para empezar a trabajar con la Atomic Pi necesitamos darle corriente. En una Raspberry Pi contamos con un puerto micro USB para esta función, pero en el caso de la Atomic Pi tenemos que comprarnos una breakout board, que es una placa que se añade a la placa principal para ampliar las funciones del equipo. En este caso tendremos que elegir entre la Baby Breakout, que solo añade la clavija, o la Large Breakout que nos proporciona también un área para crear nuestros circuitos y un puerto USB extra. Normalmente alimentaremos todo con un adaptador de corriente industrial de 5 vatios a 2,5 amperios.

Una vez arranca veremos que se trata de un ordenador normal y corriente y podremos instalar cualquier sistema operativo que sea compatible con un procesador Intel. Entre ellos Windows 10, cualquier distribución de Linux, Android, y cualquier cosa que se te ocurra.

Evidentemente no va a ser un ordenador alucinante, pero sí que vas a tener un ordenador que va a funcionar perfectamente para emular consolas retro, para montarte un centro multimedia, e incluso para ver Netflix o cualquier servicio, este puede ser el ordenador que estas buscando.

¿Dónde puedo comprar una Atomic Pi?

Actualmente la única forma de conseguir una Atomic Pi es comprándola en Estados Unidos. Desde la tienda ameriDroid podéis encontraros con la Atomic Pi, las breakout boards, la fuente de alimentación y todo lo necesario para empezar. Los gastos de envío empiezan en $15 dependiendo del tipo de envío que queramos y un pack con el SBC, la Baby Board y la fuente de alimentación cuesta $49,90. A estos precios tenemos que incluirle los pagos en aduanas si nos paran el paquete y la posibilidad de tener que comprar un adaptador para la fuente de alimentación ya que los enchufes en Estados Unidos son diferentes. Por lo que pone en la página el tiempo de envío económico tarda unas 2 semanas en llegar a España, lo cual me parece poco tiempo para lo que suelen tardar en llegar los paquetes de Estados Unidos, lo cual está muy bien.

Yo de momento no la voy a pedir ya que tengo en mi casa 3 Raspberry Pi y el uso que le daría seria el mismo. Y otro ordenador más en mi casa por un poco más de potencia no creo que merezca la pena. Además, tenemos el problema de la poca comunidad que hay actualmente detrás de esta placa, por lo que si necesitamos soporte para cualquier cosa es posible que tengamos que buscar mucho hasta que encontremos la solución.

Y tú ¿Te vas a comprar una Atomic Pi?

Mas información:

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *